Maldekstra Kolono
Informa bulteno internacia pri lukto kontraû la faŝismo

(Otro) asesinato de un activista en lucha contra Unión Fenosa en Guatemala

18.02.2010

Los asesinatos de activistas en Guatemala, aunque invisibles al resto del mundo, son el orden del día. Reproduzco el último asesinato en el que han matado a quemarropa a Octavio Roblero. Lo reproduzco aquí por que, como piden desde la Associació d'Amistat amb el Poble de Guatemala, "feu difusió d'aquests assassinats perquè si no ho fem nosaltres no ho farà ningú". Solo añadiré que el actual presidente de Guatemala, Álvaro Colom, "socialista", está apoyado por Felipe González. Probablemente Álvaro Colom no sea el mayor responsable de la desestructuración del país. En Guatemala las fuerzas armadas, así como el resto de brazos del estado, tienen vida -y corrupción- propia. Pero los asesinatos han continuado bajo su mandato, y está muy lejos de hacer todo lo posible por frenarlos. Al último presidente digno que tuvo Guatemala, Jacobo Arbenz, lo derrocó la CIA en una de sus primeras operaciones -Arbenz nacionalizó la United Fruit Company, empresa yankee que con su explotación de América Latina originó la expresión "república bananera". Desde Jacobo Arbenz, decir Guatemala es decir sangre. Mientras tanto nuestro gobierno permite que las empresas españolas extiendan sus infraestructuras y hagan sus negocios a base de hacer leña del árbol caído contratando asesinos, quemando poblados indígenas, y en general pasándose los Derechos Humanos por su arco del triunfo.

Reproduzco el comunicado:

Lic. Álvaro Colom Caballeros
Presidente de la República de Guatemala

Ilmo. Sr. Presidente,

La entidad ASSOCIACIÓ D’AMISTAT AMB EL POBLE DE GUATEMALA, con NIF número G-58768805, queremos expresar nuestra preocupación y nuestra más enérgica repulsa ante el asesinato el 17 de febrero de 2010 de Octavio Roblero dirigente del Frente de Resistencia en Defensa de los Recursos Naturales y Derechos de los Pueblos (FRENA) y de la lucha contra Unión Fenosa en el Municipio de Malacatán, Departamento de San Marcos.

Estos asesinatos se enmarcan en la política de confrontación directa contra las justas reivindicaciones de las comunidades y contra sus líderes, iniciada por Unión Fenosa con los asesinatos de los dirigentes comunitarios Victor Galvez, en octubre de 2009; Evelina Ramirez Reyes, el 13 de enero de 2010; Pedro Antonio García, el 29 de enero de 2010 y Santos Cruz Nájera el 31 de enero de 2010.

El 17 de febrero de 2010 hacia las 18 horas, unos desconocidos desde un vehículo con cristales polarizados le dispararon a quemarropa frente a su puesto de negocio en la estación de autobuses de Malacatán. Octavio Roblero falleció en el acto.

Octavio Roblero deja una esposa, dos hijas y un hijo. Su nombre figura en la lista de personas que, por estar bajo amenaza de muerte, interpusieron un recurso de exhibición personal, entregado a la Presidencia de la Corte Suprema de Justicia, el 20 de enero recién pasado, como una medida de protección.

Consideramos que todos estos hechos responden a intentos de acallar las justas luchas del movimiento
popular y de la población guatemalteca en general por sus derechos más elementales; que violan los derechos civiles y constitucionales de los guatemaltecos; que se amparan en la persistencia de la impunidad que su Gobierno tolera y sus políticas favorecen.

Por todo ello, ante estos graves hechos y ante la violación reiterada y sistemática de los Derechos Humanos en Guatemala, exigimos:

• Que se lleve a cabo la inmediata detención, juicio y castigo de los autores materiales e intelectuales
del asesinato de Octavio Roblero y de los dirigentes populares asesinados recientemente: Pedro Antonio García, Santos Cruz Nájera, Evelina Ramirez y Víctor Gálvez.

• Pedimos la intervención de la CICIG, como único cuerpo de investigación en el país al cual se le puede depositar confianza. Instamos a la CICIG a acelerar los procesos que ha puesto en marcha, como vía para evitar que la lista asesinatos impunes siga creciendo. Los culpables, tanto los materiales como quienes dieron las órdenes, deben pagar sus culpas de manera inmediata.

• Que su gobierno derogue de manera inmediata la situación de estado de sitio en San Marcos, situación que ya es la cuarta vez que impone, retirando al pueblo sus garantías y derechos, sin razón alguna que lo justifique, a pesar de argumentar que lo hace porque aún no se ha normalizado el pago de los cobros que realiza Unión FENOSA.

• Que se ponga fin a todo tipo de hostigamiento, amenazas e intimidaciones contra todos los defensores de derechos humanos en Guatemala y miembros de las organizaciones populares y civiles guatemaltecas, y que se garantice el respeto por los derechos humanos y las libertades fundamentales en todo el país de conformidad con las normas internacionales de derechos humanos ratificadas por Guatemala y lo establecido en los Acuerdos de Paz de 1996.

Associació d’Amistat amb el Poble de Guatemala

También se hacen eco Ecologistas en Acción.